Una buena parte del éxito de un tratamiento de adicciones va a depender no sólo de cómo se posicione el adicto frente a la conducta adictiva, sino también de cómo se posicione su familia y su entorno. En un tratamiento biopsicosocial como el de Guadalsalus, esto exige una fina evaluación, caso por caso, del adicto y de su grupo familiar.

En el Programa Terapéutico Guadalsalus el abordaje familiar es en la familia y con la familia, dado que el paciente no es considerado el «problema», sino el emergente de una trama profunda y compleja que le desborda.

La intervención terapéutica con la familia posibilita un cambio en la estructura del sistema familiar. Por un lado, el paciente modifica el modo de relación dependiente al hacerse responsable de su propia vida. Por otro, la familia también transforma la modalidad tóxica de focalizar los conflictos considerando al adicto como única causa de los mismos, por lo que la familia se incluye como recurso terapéutico durante todo el proceso.

Para Guadalsalus es muy importante involucrar a la familia en todo el proceso terapéutico-educativo, por eso trabajamos con ella y en algunos casos con el entorno social más cercano (amigos, compañeros de trabajo etc…) bajo los siguientes principios:

  • Trabajar en la convicción familiar de poner un límite firme e impostergable a la situación autodestructiva en la que se sumerge cada día más el adicto.
  • Evaluación diagnóstica adecuada, familia por familia y, de ser necesario, una derivación apropiada.
  • Necesidad de asumir responsabilidades y cambiar ciertas actitudes en todos los integrantes del grupo familiar.
  • Transmitir al paciente, por parte de la familia, de forma serena y asertiva una innegable realidad: que el consumo ha escapado a su control, ocasionándole pérdidas incesantes que amenazan perdurar mientras dure su vida como drogodependiente.
  • Posibilitar un tratamiento integral del adicto y de su entorno, proponiendo ciertas metas a nivel individual, familiar y de rehabilitación social.

Si detectas alguna señal de riesgo no dudes en ponerte en contacto con nosotros cuanto antes a través de nuestro teléfono gratuito 800 808 420. Es necesario estar muy atentos para chequear los síntomas de una posible adicción y buscar una solución urgentemente, antes de padecer daños severos.

En Guadalsalus comprobamos cada día como aquellos que acuden a tiempo a un centro y reciben la terapia adecuada pueden rehabilitarse y cambiar sus vidas. Pero también sabemos que aquellos que han tocado fondo no lo han perdido todo, sino que pueden erguirse con más humildad y vigilancia siendo adecuadamente acompañados por sus terapeutas.

 

 

Contacta con nosotros

    800 808 420 - Gratuito

    WhatsApp chat